Reseña de «La Casa de las Flores» – Temporada 3 (Netflix, 2020)

La última temporada de esta serie mexicana se estrenó el pasado 23 de abril en Netflix.

ADVERTENCIA: ¡Contiene spoilers!

Desde que se anunció que Manolo Caro iba realizar una serie para Netflix me emocioné porque me han gustado sus películas como No sé si cortarme las venas o dejármelas largas y La vida inmoral de la pareja ideal. Llegó el 2018 y por fin se estrenó la tan esperada serie llamada La casa de las flores, protagonizada por Verónica Castro, Cecilia Suárez, Aislinn Derbez y Darío Yazbek. La primera temporada, que fue reseñada por Carlos, era un propuesta fresca y divertida con frases icónicas como «Olvidé cancelar el mariachi» y «Me saludas al Cacas» y varias escenas memorables al ritmo de la música.

La serie fue renovada para dos temporadas más, pero Verónica Castro solo había firmado para una temporada y al no llegar a un acuerdo con la producción abandonó el proyecto, por lo cual mataron a su personaje y cambió por completo la historia haciendo que la segunda entrega fuera terrible al ser aburrida, con personajes de relleno (como el de Jenny Quetzal, interpretado por Mariana Treviño) en un intento por salvar la serie y que todo lo que se había construido con la primera se viniera abajo.

la-casa-de-las-flores

Cuando terminé de ver la segunda temporada me quedé con un mal sabor de boca y decepcionado de lo que acababa de ver porque todo lo que había hecho Manolo Caro siempre me había parecido divertido y esto era totalmente lo contrario. En el final apareció Victoria, madre de Virginia de la Mora, y pensé que quizás esto haría la tercera temporada más interesante en su intento por levantar el evento.

La tercera y última temporada llegó a Netflix el pasado 23 de abril y como estamos en cuarentena debido a la pandemia del COVID-19, me la devoré ese mismo día. Tengo que confesar que no tenía muchas ganas de verla pero era más mi morbo de saber cómo iba terminar la serie, así que lo hice. En los 11 capítulos que componen esta última entrega, fuimos testigos de un viaje al pasado, ya que hay muchos flashbacks de la vida de Virginia de la Mora cuando era joven, la relación con su madre Victoria (Isela Vega) y cómo terminó casándose con Ernesto de la Mora.

virginia-de-la-mora

Realmente no tenía muchas expectativas con esta temporada final y la verdad es que no me gustó pero al menos no fue tan terrible como su antecesora. Al personaje de Jenny Quetzal le habían dado mucha importancia, inclusive estaba en la pintura que aparecía en el intro de la segunda temporada y en esta última apareció un par de capítulos y de repente de la nada su personaje desapareció, supuestamente por la gran venida de la secta de la que formaba parte pero se me hizo muy decepcionante la manera tan fácil de finalizar su participación en la trama.

A esto también nos encontramos con varios personajes nuevos que lo único que hacen es alargar la historia de varios de los principales para mantener los 11 capítulos. Tuve un gran problema con la historia del pasado porque se notaba el esfuerzo de crear plot twists innecesarios como el de que el verdadero papá de Paulina no era el Dr. Salomón sino Patricio Lascurain, el amigo gay de Virginia de la Mora, o de que la abuela Victoria había asesinado a su esposo y había culpado a la Chiva de haberle robado un anillo para que esta no la delatara, o ese amor sorpresivo entre Ernesto de la Mora y Carmelita para darle un cierre a los personajes y que no terminaran solos.

paulina-de-la-mora

La verdad a mí en lo personal poco me interesaba saber del pasado de Virginia porque ese personaje ya estaba bien enterrado desde la temporada dos, en la que se habían encargado de evadirla. Me hubiera encantado ver más de los personajes del presente, los vivos, aunque fueran tan solo unos cuantos capítulos pero para hacer un final con la poca dignidad que le quedaba a la historia. Hubieron muchas cosas que también me disgustaron como la historia de Micaela, Bruno y Rosita que estaba de más, así como también el conflicto de Purificación con su hermana María José. Algo que sí no les perdono fue que Valentina no hiciera algún número musical drag y que pareciera más como parte de la escenografía.

Otra cosa que fue muy notoria fue su intento por recurrir a cosas que habían funcionado en la primera temporada como el chiste del mariachi o el número musical de Julián, esta vez vestido de drag queen. Bueno, ya voy a dejar de quejarme de las cosas que no me gustaron porque son varias, así que me enfocaré en lo que sí me gustó.

Algo que sí me agradó fue la historia de Diego con sus papás, el conflicto que tienen ellos por tener un hijo gay, la homofobia y tocar el tema de las terapias de conversión, las cuales me parecen escalofriantes. Me gustó que Paz Vega, Miguel Bosé y Pedrito Sola hicieran cameos y que Ximena Sariñana cantara «Cosas del Amor» muy a su estilo. No voy a negar que hubieron momentos en los que me reí pero la verdad es que no recuerdo cuáles fueron, quizás donde salían la Pau, Amanda y Yuri.

la-casa-de-las-flores-3

Tristemente esto es lo que pasa en las series cuando algún actor protagonista sale del proyecto y todo se viene para abajo. Recuerdo que pasó con The O.C. que me encantaba en mi adolescencia y que la última temporada fue rara y sin una trama interesante. Lo mismo sucedió aquí, quizás si hubiera seguido Verónica Castro, las cosas serían completamente diferentes y habría terminado mucho mejor. Al menos hubo un final y no una cancelación por parte de Netflix, he leído que a muchos les pareció satisfactoria esta última temporada y el final de la historia, al menos hay gente que sí la disfruto.

No voy a dejar de ver lo que Manolo Caro tiene preparado, al contrario, voy a estar más al pendiente de lo que va sacar, estoy esperando con ansias el estreno de su miniserie Alguien tiene que morir, una producción de Netflix estelarizada por Cecilia Suárez, Alejandro Speitzer, Ester Expósito, Carlos Cuevas e Isaac Hernández, el famoso bailarín mexicano de ballet. Este drama se estrenará en algún momento de lo que resta de este año.

¿Ya viste La Casa de las Flores? ¿Qué te pareció la última temporada? Comparte tu opinión en los comentarios y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales que encontrarás al final de esta página.

 

Reseña de La casa de las flores (Netflix, 2018)

La introducción

Cuando se anunció que Manolo Caro realizaría una serie para Netflix, llamada La casa de las flores, genuinamente me emocioné debido al talento que tiene Caro para crear excéntricas fantasías en lo acomodado de la vida en México. Sus entregas están llenas de color, música, títulos rimbombantes y, lo más importante, abrazan una inclusión de la comunidad LGBTQ que necesitamos todos los días.

El pasado viernes por fin se estrenó La casa de las flores, siendo primera serie creada por Manolo Caro, pues antes había enfocado su carrera solamente al cine y teatro. El elenco está encabezado por la gran Verónica Castro, Cecilia Suárez, Aislinn Derbez, Darío Yazbek Bernal y Arturo Ríos, incluyendo a Juan Pablo Medina, Sheryl Rubio, Claudette Maillé y Lucas Velázquez.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

¿De qué va?

Los de La Mora son una familia rica, aparentemente perfecta y acostumbrada a aparecer en la portada de las revistas de sociedad. «La casa de las flores» es su negocio familiar, una bonita florería ubicada en Las Lomas de la CDMX. Todo cambia para ellos cuando la amante del padre es descubierta muerta en el salón de la florería. Engaños y sucios secretos comienzan a ser expuestos, pero la matriarca (Verónica Castro) hará todo por mantener la reputación de su familia.

Como dijo Lorde: «Our only wish is melodrama»

Yo creí que estábamos cansados de las telenovelas, pero me doy cuenta que solo estamos cansados de la manera en que Televisa y Tv Azteca las hacen. Netflix ha logrado lo que esas televisoras no han podido: reinventar el género. Y es que es innegable que este melodrama tiene bastante de telenovela, ¡vaya, hasta incluye a una reina de las telenovelas, como lo es Verónica Castro!

Y no estoy diciendo que La casa de las flores sea una telenovela con afán de desvirtuarla. De hecho, estoy celebrando lo contrario, una evolución en la manera de realizar el género. Hace un mes todos hablábamos de Luismi, ahora todos hablamos de La casa de las flores, series que de entrada tienen muchísima mejor factura que cualquier novela mexicana. Televisa y Tv Azteca deberían tomar nota.

Veronica-Castro-Casa-de-las-Flores-2

Mis cosas favoritas

Lo que más me gusta de Manolo Caro es la imaginación que tiene para crear personajes simpáticos. Aquí es notorio que los personajes de Verónica Castro y Cecilia Suárez son los consentidos y yo no tengo ningún problema con ello, incluso estoy de lado de la gente le divirtió el acento de Paulina (lle-vo to-do el fin ha-blan-do a-sí).

El diseño de producción es otro acierto para mí. Yo sí soy fan de estos mundos artificiales llenos de colores bonitos que envuelven a la historia en un ambiente armonioso.

Lo malo

Mi eterno problema con Manolo Caro es la pretensión. Así me la restriega en la cara con la frase que pone al principio. Pretende ser profundo cuando en realidad no lo es. La historia es chistosa innegablemente, pero con un humor no muy inteligente que digamos, perdiendo cualquier crítica que pudiera hacer sobre la doble moral o la gran variedad de temas que aborda.

En algunos episodios el ritmo cae estrepitosamente y las situaciones se repiten (juntar dinero). Además, los diálogos no son muy buenos y no salen bien de las bocas de los actores (no todos). Tal vez le exigieron a Manolo crear a fuerza trece episodios, no lo sé, pero menos hubieran estado mejor.

Sobre Julián de La Mora (el personaje de Darío Yazbek Bernal), opino que es un poco injusto el trato que recibe su arco. Manolo Caro asoma algunos temas como discriminación y terapias de choque, pero ese personaje nunca está en verdadero dilema: es una persona acomodada, ha sido infiel por más de 5 años, no trabaja, piensa solo en él, su novio incluso sabe que es infiel y lo permite. ¡Su mayor problema es solamente lo que la gente de Las Lomas diga! Creo que no está correctamente abordado.

Y cuando en teoría “aprende la lección” suena como un niño chiflado que quiere a su novio de regreso solo porque sí. Por otro lado, me preocupa que como publico seamos muy condescendientes al juzgar la actuación de la gente guapa con buenas nalgas.

En resumen

Me gustaría decir que ojalá Manolo Caro hubiera hecho una película de La casa de las flores, pero está padre que explore otros formatos, espero que lo haga mejor en la segunda temporada. Lo mejor de todo es la voz de Cecilia Suárez, pues no se toma tan enserio su personaje y está en el tono de humor que prefiero de Manolo Caro. No metería mis manos al fuego por su trabajo, pero su estilo me parece comercialmente muy divertido.

DkcFP1_XgAUn600

¿Qué está tramando Manolo Caro para Netflix?

Por @arturtavera

Desde octubre del año pasado, se anunció que Manolo Caro será el encargado de crear una nueva serie para Netflix, que formará parte de las producciones originales rodadas en Latinoamérica, entre las que destacan «Narcos» y «Club de Cuervos». Hay que recordar que el cineasta tapatío, quien también es escritor y director de escena, fue el creador de las cintas «No sé si cortarme las venas… o dejármelas largas», «Amor de mis Amores», «Elvira…te daría mi vida pero la estoy usando» y la más reciente estrenada el año pasado, «La Vida Inmoral de la Pareja Ideal».

abee906a006c8955e465ee9ea25f638f_xl

La serie tratará acerca de una familia disfuncional de clase alta en México y que es dueña de una floristería. Las cosas comenzarán a complicarse cuando la casa chica del patriarca pasa a ser parte de la familia después de que su amante fallece. El elenco estará comprendido por Cecilia Suárez, Aislinn Derbéz y Verónica Castro, ésta última participará por primera vez en una serie de televisión. A Suárez la habíamos visto anteriormente en Capadocia de HBO y a Derbéz en un capítulo de la serie Easy de Netflix.

manolo_caro-netflix-cecilia_suarez-aislinn_derbez-veronica_castro_milima20170111_0180_11

El proyecto aún sin título, será producido por Rafa Ley y Stacy Perskie de Noc Noc Cinema (misma productora de algunos filmes de Manolo) y se espera que comience su rodaje este año. Mientras tanto podemos darle un vistazo al teaser que hoy compartió Netflix para dar a conocer el proyecto.

 

 

 

 

 

 

#YaNoPuedoEsperar #WeLoveYouNetflix #AtiTambienManolo

 

 

 

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: